Etapa 2 de la Gran Ruta 131 – Corralejo — La Oliva

Corralejo e islote de Lobos desde Bayuyo

La ruta GR-131 o Sendero de Gran Recorrido, es una red de senderos que atraviesa el archipiélago Canario. La segunda etapa de esta ruta en Fuerteventura es un itinerario de aproximadamente 26 kilómetros. Comienza en la turística localidad de Corralejo y termina en el pueblo de La Oliva.

Recorrer la ruta que os proponemos hoy se convierte en una oportunidad única de explorar la impresionante geografía de Fuerteventura, de sus volcanes inactivos, de sus cráteres y, sobre todo, de sus paisajes desérticos.

Este itinerario es conocido también como ruta de los volcanes. Pasa por los parajes y los conos volcánicos más representativos del municipio de la Oliva. Entre ellos destacamos: la alineación de Bayuyo; Calderón Hondo, uno de los máximos atractivos de la ruta; el Malpaís del volcán de la Arena, etc.

¿Dónde se encuentra el inicio de la segunda etapa de la Gran Ruta 131?

El comienzo de la segunda etapa de la GR-131 se encuentra en la plaza Patricio Calero de la localidad de Corralejo, un histórico pueblo del municipio de la Oliva levantado a orillas del mar, por los pescadores de bajura.

Molino de Domingo Estévez

En los primeros pasos de la ruta de hoy recorrerás el casco urbano de Corralejo. Esta es una fantástica manera de comprender la importancia que ha tenido Corralejo como uno de los puertos más destacados de Fuerteventura, a lo largo de los siglos. 

De la Plaza Patricio Calero dirige tus pasos hacia la avenida Juan Carlos I pasando por dos hitos históricos: La Molina de Manolo hierro y del Molino de Domingo Estévez. Estos dos elementos etnográficos son testigos mudos del floreciente pasado cerealístico de Fuerteventura.

Molina de Manolo hierro

Una vez en la avenida Juan Carlos I gira a la izquierda. Recorre dicha avenida hasta llegar al CEIP Antoñito el Farero. Una pista de tierra que parte desde la parte trasera del centro escolar te alejará del pueblo y te acercará hasta un depósito municipal de aguas. Aquí comienza un fascinante paseo por la alineación de volcanes de Bayuyo.

Alineación de volcanes de Bayuyo

Esta parte del recorrido es apto para casi todas las edades y condiciones físicas. Una ancha y serpenteante senda de tierra te adentra por un paisaje espectacular conformado de malpaíses. Realizar este itinerario se convierte en una didáctica manera de descubrir los volcanes más recientes de Fuerteventura: Los que forman la alineación de Bayuyo.

El camino es cómodo, sin grandes desniveles y está en buen estado. 

Lo puedes recorrer tanto a pie como en bici, incluso, un tramo del mismo en vehículo. A medida que te alejas de Corralejo, te adentrarás en el paisaje desértico de Fuerteventura a través de colinas y malpaises volcánicos que te ofrecen unas vistas únicas del mar y de lo que antaño se llamó la Mascona.

Tan solo se necesita echar un vistazo atrás para sorprenderse de la cercanía de la vecina isla de Lanzarote y ver cómo la Isla de Lobos empequeñece en el océano Atlántico.

Primero pasarás por la Montaña de San Rafael, seguidamente serán Bayuyo, Las Calderas, Caldera Encantada, Caldera Rebanada, y Calderón Hondo. Este último cono volcánico es visitable y tiene buen acceso.

Vistas desde el Calderón Hondo

Durante todo el recorrido encontrarás apartaderos y carteles informativos. En el malpaís de Bayuyo destacan los hornitos: pequeños huecos por donde se liberaban los gases de las erupciones volcánicas.

¿Cómo subir a Calderón Hondo?

Subir al calderón Hondo es uno de los principales atractivos del Sendero de los Volcanes. Este volcán inactivo tiene un diámetro de 1 kilómetro y una profundidad de 70 metros. Hay un pequeño sendero que se desvía de la ruta y que llega hasta la misma boca del cráter. Si no tienes prisa desviarse de la ruta merece la pena. Desde el borde del cráter de calderón Hondo se puede disfrutar de unas vistas únicas del paisaje circundante, en el que predominan los tonos marrones y rojizos de las arenas volcánicas que se extienden hacia el horizonte.

Vistas desde el cráter de Calderón Hondo

Tras visitar Calderón Hondo sigue el camino hacia Los Lajares. Allí hay bares y restaurantes donde reponer fuerzas.

Cuando llegues a la carretera de los Lajares dirige tus pasos hasta el campo de fútbol del pueblo. Para seguir la ruta hay que cruzar y adentrarse en la calle Los Quemados, la cual hay que seguir hasta el final para girar a la izquierda. Deja atrás las últimas casas para adentrarte en un paisaje que destaca por su naturaleza volcánica. Avanzarás por las Laderas de Tejate hacia el Monumento Natural del Malpaís de la Arena, que se encuentra prácticamente cubierto por líquenes. 

Malpaís de la Arena
Malpaís de la Arena
Ruta por el malpaís del volcán de la Arena

La Montaña de la Arena es uno de los conos volcánicos más importantes de Villaverde. Da nombre al malpaís que la circunda. Tiene planta elipsoidal de 760 metros de largo por 510 metros de ancho. Cuenta con dos cráteres. Su altitud, desde la base del cono, es de unos 120 metros, situando su cima a 420 metros sobre el nivel del mar.

A los pies de Montaña de la Arena se abre una llanura de tierras onduladas, invadidas por las lavas que surgieron de su interior hace unos 185.000 años. El volcán de Montaña de la Arena está dentro de los más jóvenes de la isla.

La belleza de la ruta que bordea el volcán Montaña de la Arena estriba tanto en la posibilidad de caminar por el malpaís, como en el hecho de poder descubrir la flora y la fauna más auténtica de Fuerteventura. 

Volcán del Malpaís de la Arena
Volcán del Malpaís de la Arena

Entre las especies vegetales que veremos a nuestros pies, se encuentran: la tabaiba amarga, poblaciones de cuernúa, (especie protegida por normativa regional), esparraguera majorera, piteras, cosco, orchilla, escán, e importantes poblaciones de tasaigo.

Asimismo, el espacio que rodea Montaña de la Arena se convierte en un punto importante para la observación ornitológica. El guirre, el cuervo canario, el aguililla y el cernícalo, habitan en perfecta armonía con otras aves de menor tamaño como la tarabilla canaria, el alcaudón, y el camachuelo trompetero, entre otras especies. También es fácil avistar lechuzas.

Hay que tener sumo cuidado al adentrase en el Malpaís de la Arena entre los meses de mayo y septiembre. Esta es una zona donde anidan, y buscan refugio las pardelas en su época de cría.

La Oliva: Final de trayecto

Una vez atravesado el campo de malpaíses del volcán de la Arena ya se puede vislumbrar la localidad de La Oliva, capital del municipio norteño.

Si has seguido el mapa que dejamos abajo saldrás por la calle Las Navajas. Sigue hasta el final y verás, a la derecha, un histórico edificio en ruinas: es la Casa del Inglés, un ejemplo de vivienda de la burguesía rural de Fuerteventra del siglo XVIII. El final de la ruta se encuentra un poco más adelante, en la iglesia de Nuestra Señora de la Candelaria.

 Ruta en GPX 
 Ruta en Google Earth 
 Ruta en Pdf

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *