MANANTIAL Y PLAYA DE AGUA CABRAS Situado muy cerca de Cofete

PLAYA DE AGUA CABRAS

PLAYA DE AGUA CABRAS

 

Fuerteventura se caracteriza, sobretodo, por ser una isla dominada por los constantes vientos y las escasas precipitaciones. Sin embargo, a lo largo de toda la geografía majorera se localizan manaderos o manantiales de agua. La importancia de la existencia de estos manaderos fue fundamental para el asentamiento de la población majorera, antes de la época colonial. 

Pueblos mahos se encontraban en los caudalosos barrancos de Tinojay, el Cavadero, Taca, Río Cabras, o el de la Torre, pero también en otros con menos presencia de agua dulce, como es el caso del poblado de la Atalayita, cuyo asentamiento fue posible gracias a que cerca se localizaba la fuente de Riche Rocha. En fin, que si estamos atentos podremos ver el espectáculo que supone contemplar como de nuestras áridas tierras, rezuma gota a gota y a veces chorrillos de agua entre las piedras.

Hoy nos acercamos hasta la playa y el Manantial de Agua Cabras, situado en la costa de barlovento, cerca de la Punta de Jandía, entre Punta de Mal Rayo y la de El Junquillo, donde los mahos también dejaron su impronta. 

Según palabras de María Antonia Perera Betancort el manantial de Agua Cabras se localiza en la misma pared del escarpe rocoso, junto a la playa del mismo nombre. Muy cerca, en la desembocadura de un pequeño barranco se encuentra el registro arqueológico de época prehispánica, que constituye un importante conchero, con un núcleo de chozas de las que destaca su volumen y potencia. El desnivel que forma el barranco en su desembocadura le proporciona al yacimiento una pared natural, así como pequeñas cavidades que se han acondicionado para ampliar su capacidad alojativa. 

En la pared de la margen derecha del barranco existen seis solapones acondicionados con paredes de piedra seca, ya sea para agrandarlos o bien para cerrarlos. 

El agua del manantial de Agua Cabras fluye por el fondo del barranco, y en su tramo final forma una pequeña planicie. Este agua procede de las escasas lluvias, discurre por la ladera este de la Montaña de Talahijas y por las pendientes del oeste de El Paso, llegando a la Degollada de Agua Cabras. 

SENDERO PUNTA SALINAS – PLAYA DE AGUA CABRAS

DOMO DE AGUA CABRAS

DOMO DE AGUA CABRAS

Esta excursión que nos lleva desde Punta Salinas hasta la Playa de Agua Cabras, es parte del sendero circular PR FV 56,  y se desarrolla por el Parque Natural de Jandía.

El recorrido del PR FV 56, parte de El Puertito, pasa por la Caleta de la Madera, playa de Agua Cabras y regresa de nuevo al Puertito. Sin embargo, si quieres acceder de una manera más directa al manantial y a la Playa de Agua Cabras, te recomendamos comenzar el sendero a la altura de Punta Salinas, una playa que se sitúa un par de kilómetros antes de llegar al Puertito.

El lugar de comienzo del camino es fácilmente identificable, pues hay varios contenedores de residuos urbanos a pie de pista. Una vez apartado el vehículo del sendero principal, dirigimos nuestros pasos hacia el noroeste, ascendiendo muy suavemente por un camino de arena que discurre en medio de una vaguada, dominada por la presencia de aulagas. 

Durante el recorrido tendremos a mano derecha la montaña Azufrá y el precioso Domo de Agua Cabras, este último es fácilmente identificable, pues contrasta en el paisaje por su coloración clara, casi verdosa, en un entorno dominado por rocas oscuras. La formación de este edificio volcánico, que tiene una edad de 17 millones de años, se produjo por una erupción explosiva de lava viscosa, que emitió a la atmósfera materiales traquíticos, depositándolos en el entorno más cercano.

Seguimos camino y podremos ver que nuestros pasos van flanqueados, a la izquierda, por la montaña de las Talahijas.

Al cabo de unos 45 minutos de haber iniciado nuestro recorrido llegaremos a la Playa de Agua de Cabras, una playa muy escarpada, de callaos, de apenas un centenar de metros de longitud, que tiene forma de herradura. Desde aquí hay unas maravillosas vistas de todo el arco de Cofete, además de ser un enclave muy apreciado por los pescadores.

Deja una respuesta

Enlace para bookmark : Enlace permanente.