Ermita de San Antonio en Lajares

Ermita de San Antonio de Pádua en Lajares

Ermita de San Antonio de Pádua en Lajares

Ermita de San Antonio de Pádua en Lajares

 La ermita de San Antonio de Padua está situada en Lajares, término municipal de La Oliva, fue construída probablemente durante el siglo XVIII, aunque no se tienen referencias históricas sobre su fundación.

En la visita pastoral realizada por el Obispo Tavira a la isla de Fuerteventura, en el año 1792, no se hace mención alguna a esta iglesia y, dentro del término municipal de la Oliva, además de la parroquia Nuestra Sra, de Candelaria, solo se mencionan las siguientes ermitas: en la Caldereta Nuestra Sra.de los Dolores y San Miguel, en Vallebrón Nuestra Sra.de Gracia y San Juan Bautista y en Tindaya Nuestra Sra. del Rosario, algunas actualmente desaparecidas. A estas ermitas habría que añadir Nuestra Sra. del Buen Viaje en el Cotillo y Nuestra Sra. de la Caridad en Tindaya, a las que probablemente no se haga mención en la visita de Tavira por no haber pasado el obispo por ellas.

La planta de la ermita es rectangular y está cubierta a tres aguas. Posee dos puertas de acceso, la portada principal orientada hacia el oeste y, una portada lateral que se orienta hacia el sur, ambas rematadas en arco de medio punto y enmarcadas en una moldura pintada de amarillo que imita sillares. En la parte izquierda de la fachada principal se encuentra una pequeña espadaña rectangular de un solo hueco de campana, flanqueada por dos pináculos y rematada por una pequeña cruz, que está realizada, al igual que los sillares de las esquinas, en cantería oscura.

Dentro encontramos un retablo de madera, una pila de agua bendita, un crucificado y una imagen de la Inmaculada. La imagen más interesante es la de San Antonio de Padua, titular de la ermita, es una talla de madera policromada que porta en su mano izquierda, el libro abierto sobre el que se sienta el niño.

Ermita de San Antonio de Pádua en Lajares

Ermita de San Antonio de Pádua en Lajares

El día 13 de junio, festividad de San Antonio de Padua, se celebra la procesión del Santo tras la función religiosa en su honor.

En el cancionero de Fuerteventura se hace referencia a algunos cantares humorísticos que tratan de pueblos y sus habitantes, en él encontramos dos coplas que los vecinos de Los Lajares y los de Villaverde se cantaban unos contra otros:

San Antonio es el Santo Patrono de la Ermita de Los Lajares y los de Villaverde les cantaban:

Padre mío, San Antonio,

¡dónde te tienen metido…!

¡En el pueblo de Lajares

de ratones consumido…!

Y, como se ve en la siguiente copla, los de Los Lajares la cantan contra los de Villaverde cambiándole el lugar y el Santo Patrono.

Padre mío, San Vicente,

¡dónde te tienen metido!

¡En el pueblo Villaverde

de ratones consumido…!

 La ermita de San Antonio de Padua fue declarada como Bien de Interés Cultural por el DECRETO 124/1985, de 19 de abril, con categoría de Monumento Histórico Artístico de interés para la Comunidad Autónoma de Canarias.

tiendaonline-002

Deja una respuesta

Enlace para bookmark : Enlace permanente.

Un comentario

  1. Pingback: ERMITA DE SAN VICENTE FERRER - DESCUBRE FUERTEVENTURA